Los calcetines del pingüino

Un día diferente para el señor Amos es uno de los cuatro libros que comenté en febrero para la revista on-line Caos Magazine (ver reseñas aquí). Y desde que hice esa breve nota me quedé con ganas de intentar explorar las razones por las que me parece uno de los mejores libros infantiles publicados en castellano en el último año.

Aunque el argumento es muy simple (el señor Amos vive solo y trabaja en el Zoo, donde tiene cinco grandes amigos, el elefante, la tortuga, el pingüino, el rinoceronte y el búho. Un día se enferma y no puede ir al trabajo, sus amigos le echan de menos y deciden ir a visitarle y pasan la noche juntos), estamos ante una historia conmovedora, con un ritmo pausado, tranquilo, tal y como son sus personajes también. El libro despide un halo de calma y ternura difícil de describir. Habla de una manera muy profunda y muy humana (aunque solo haya un ser humano, el señor Amos) de vivir solo y de la compañía, nos muestra de una manera simple y entrañable cómo estar ahí para el otro y cómo acompañar la soledad de cada uno. Los personajes expresan su gratitud de una sencilla manera, y podemos apreciar perfectamente la relación que tiene Amos con cada uno de ellos, así como las diferentes formas de expresar la amistad y de hacer compañía.

Un día diferente para el señor Amos

Pero no solo la historia es especial, las ilustraciones son magníficas, ¡y es el primer libro que publica la ilustradora! Fruto del trabajo de un año sobre la historia y los personajes, el espléndido resultado ha hecho que una ilustradora de 29 años obtuviese la prestigiosa medalla Caldecott en 2011. La técnica utilizada en este libro se basa en zonas de color aplicadas con bloques de madera, y un dibujo de grafito que tiene un trazo fino y contenido. La manera de aplicar el color genera una sensación de mancha y unas texturas que le dan un carácter único.

Philip Stead (autor) y Erin Stead (ilustradora) son dos artistas oriundos de Michigan que se conocieron en la facultad, y que después de casarse se mudaron a Nueva York. Hoy en día dividen su tiempo entre Nueva York y Ann Arbor (Michigan), donde tienen su estudio. Ella cuenta en una entrevista que lo más importante para ellos dos es ser lo más honesto posible con la historia que quieren contar, y que siempre intentan hacer la mejor historia que pueden, dentro de sus posibilidades. Philip escribió la historia para que fuese ilustrada por Erin, y así trabajaron juntos en la concepción del libro como un todo desde el principio hasta el final, algo que ocurre muy rara vez cuando al autor y el ilustrador no son la misma persona.

Un día diferente para el señor Amos

Aunque es un trabajo muy limpio y lleno de aire, hay muchos detalles por descubrir y pequeñas cosas que me han llamado la atención. Algunas de ellas:
-los calcetines rojo con azul que lleva el pingüino, como si tuviera frío, pero es el que le calienta los pies a Amos cuando lo van a visitar
-el único adorno en la pared de la sencilla casa de Amos es el retrato de un pingüino, que misteriosamente desaparece al final cuando recibe la visita de los animales
-al comienzo del libro Amos le lee cuentos al búho porque le tiene miedo a la oscuridad, y al final es el búho el que le lee un cuento a Amos porque sabe que este último teme a la oscuridad
-el banquito en el que se sienta el elefante para jugar al ajedrez con Amos, que es más pequeño que la silla utilizada por Amos
-hay un enigmático globo rojo que aparece y desparece a lo largo del libro, y que al final es contemplado por el pingüino (el único que está despierto en la página final) a través de la ventana, junto a la luna
-la forma en que cruzan los pies de la misma manera Amos y el pingüino, mientras se sientan en silencio porque el pingüino es muy tímido
-en la imagen final, el elefante es una gran montaña que abriga a Amos y a todos los demás

Philip C. Stead ha publicado dos títulos como autor e ilustrador, Creamed tuna fish and peas on toast y Jonathan and the big blue boat (ambos disponibles en Abracadabra), y el segundo libro ilustrado por Erin, And Then it’s Spring (texto de Julie Fogliano) ha salido en Estados Unidos la semana pasada ¡y lo tendremos en los próximos días en la librería!
Por último, algo que vale la pena ver: en el blog de Erin hay un link a una entrevista en la que se puede ver paso a paso su técnica de trabajo. ¡Muy interesante!

Ilustraciones de Erin E. Stead, cortesía de Océano Travesía

6 comentarios sobre “Los calcetines del pingüino

  1. Muy interesante el link del proceso de trabajo de las ilustraciones. Gracias por la información.
    Me gustan tus comentarios sobre los libros. Siempre aportan cosas.
    Vengo un día de éstos a buscar un ejemplar.

    Besos.

  2. Hola Imma,
    ¡Muchas gracias por tu comentario y me alegra que te haya gustado la reseña! Me imaginaba que era un tipo de trabajo que te podía gustar.
    Por cierto, creo que también te puede interesar darle un vistazo a uno de los ganadores de este año en Bolonia (el de El Líbano en la categoría New Horizons), por la técnica que utiliza:
    http://www.lara-assouadkhoury.com/
    Besos y hasta pronto

  3. Pingback: Libro de la semana: Oso quiere contar una historia (Océano Travesía) @ Abracadabra

  4. Lo compré hace unos días siguiendo tu recomendación. Me ha encantado. Las ilustraciones, el texto, los detalles trasmiten una serenidad, ternura y belleza exquisita. Creo que será una lectura que haremos una y otra vez. Gracias.

  5. Pingback: Libro recomendado: Si quieres ver una ballena (Océano Travesía; Andana) @ Abracadabra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *